top of page

¡Conspira contra el sinsentido!


Los párpados caen lentamente uno sobre otro mientras la información inunda en forma de imágenes parpadeantes. Una mirada al reloj revela que ya han pasado tres horas desde la última vez que levantaste la vista.


De repente, hay este frío y profundo miedo, y la pregunta queda suspendida en el aire: ¿Qué estoy haciendo realmente con mi vida?


Pero encontrar una respuesta a esta pregunta a menudo resulta difícil para nosotros. A veces incluso aceptamos nuestra situación y la justificamos diciendo que simplemente somos parte de la "Generación Z". Esta generación es definida por el sistema como perezosa, ignorante, irrespetuosa y carente de entusiasmo por cualquier cosa. Basándose en estas características, se construye una de las muchas identidades falsas para los jóvenes. Por ejemplo, la llamada "Generación Z" oscila entre una indiferencia adormecedora y una melancolía casi dramática. Ambos extremos vienen con una multitud de características que se nos presentan en las redes sociales o en películas bajo el lema de ser relatables. Rêber APO describe la guerra especial a través de la información de la siguiente manera:


"La información que los jóvenes reciben sirve más bien para adormecerlos y entumecerlos, haciendo su dependencia permanente. Cuando se transmite conocimiento, se retienen los medios para implementarlo. Una táctica constante de dominación es prolongar y retrasar. Las estrategias, tácticas y sistemas de presión e ideología dirigidos contra las mujeres son igualmente aplicables a los jóvenes."


La mentalidad capitalista se solidifica en nuestras mentes, creando una juventud que define la libertad únicamente como libertad personal y material, perdiendo cada vez más la esperanza de cambio y revolución.


En un mundo donde estamos constantemente influenciados por el estilo de vida liberal las 24 horas del día, nos encontramos en una crisis existencial en curso. En cierta medida, cuestionar el significado de nuestra propia existencia es normal y parte de una búsqueda. Sin embargo, muchos jóvenes caen en un abismo existencial durante esta búsqueda del por qué, al darse cuenta de la falta de sentido de este sistema capitalista. Una de las "soluciones" impuestas por el Estado para escapar de esta crisis es el escape al nihilismo.

"La vida no tiene sentido y de todos modos todos vamos a morir".


Este lema es un tema recurrente en películas populares, libros y series como Rick & Morty o Skins. Aquí, la búsqueda de una vida alternativa fuera del sistema se redirige y los jóvenes se enfrentan a una profunda vacuidad. No es de extrañar que bajo esta influencia, la juventud sufra cada vez más de depresión y suicidio. El suicidio es la cuarta causa principal de muerte entre los jóvenes en todo el mundo.


La verdad antinatural y cancerígena de este sistema se hace evidente en las masas de personas que se quitan la vida cada año.


Otra redirección de la búsqueda de significado y libertad es impulsada por el Estado, por ejemplo, a través del reclutamiento de jóvenes en el ejército. En Alemania, hemos visto un aumento significativo en menores que se unen al ejército, la Bundeswehr, en los últimos años.


La imagen de la juventud siendo enviada a la guerra por los intereses de poder y capital de unos pocos ha persistido a lo largo de toda la historia del Estado y la civilización.


Cada una de estas "respuestas" dadas por el sistema estatal a las contradicciones dentro del orden estatal finalmente sirve al objetivo de paralizar y mantener a los jóvenes pasivos a través de identidades impuestas. Sin embargo, la historia nos muestra el papel que la juventud realmente ha desempeñado en la resistencia contra la opresión y la explotación.


¿Quién ha resistido más convertirse en trabajadores, esclavos y soldados que la juventud?


Siempre ha sido la juventud la que ha sido objetivo de convertirse en trabajadores, esclavos y soldados. Debido a esta presión social específica, encontramos la expresión más fuerte de la libertad en los jóvenes que aún no han perdido la esperanza de un mundo diferente. A pesar de su papel activo en movimientos políticos y sociales, la juventud en la historia a menudo no ha sido definida por su propia identidad.


Hoy también vemos que la falta de identidad es uno de los problemas fundamentales entre los jóvenes.


Se hacen enormes esfuerzos para alejarnos de la conciencia histórica y la conciencia social.


Por lo tanto, nuestro éxito se demostrará por la importancia y el significado que atribuyamos a la vida y por la emoción y la pasión que aportemos a la revolución.

Enfrentaremos sus falsas ideas de una juventud tibia y pesimista con determinación y esperanza.


Y para concluir con las palabras del camarada Che Guevara:


"Sobre todo, siempre debemos ser capaces de sentir profundamente cualquier injusticia cometida contra cualquier persona, en cualquier lugar del mundo. Esta es la cualidad más hermosa de un revolucionario".

- Rozerin Harûn

0 comentarios

Comentários


bottom of page